La Observación de Bebés, Método Esther Bick, nace en 1948 en Inglaterra, y desde 1968 es indispensable en la formación de terapeutas y psicoanalistas. El Método es riguroso en su práctica: una hora de Observación semanal en la casa de un bebé recién nacido y su familia. La experiencia se extiende durante uno o dos años. Esta Observación, en la cual el Observador comparte el espacio físico y emocional de madre y bebé, es sin intervención. La intención es comprender esta relación, para esto, el Observador, una vez terminada cada experiencia, realiza protocolos-registros fieles, cuidadosos y muy descriptivos de los sucesos Observados. Posterior a esto, y dando continuidad a este trabajo, el protocolo es leído dentro del Seminario de observación, en el cual, bajo la supervisión de un experto en Observación de Bebés y con un background psicoanalítico, se exploran e indagan los sucesos en la hora de Observación y se proponen inferencias acerca de las emociones comprometidas en el bebé, la madre, la familia y el observador. (…)

Artículo completo: Descargar PDF

Deja un comentario